El Tarot de Marsella o el Tarot de Waite: Elegir las Cartas





Se considera que el tarot de Marsella y las cartas del Renacimiento italiano constituyen los Tarots más antiguos que han perdurado hasta nuestros días.   Para finales del siglo XV los Tarots italianos y franceses (de los cuales se destaca sin lugar a duda  el tarot de Marsella),  y también los de todo el resto de Europa habían evolucionado con distintos diseños.   La invención de la imprenta a mediados de este mismo siglo supuso un gran salto para la difusión del Tarot.  Esto es, porque  las cartas eran ya impresas con moldes de madera, en lugar de tener que ser pintadas a mano.

 

A mediados del siglo XVII el Tarot más comúnmente conocido era el Tarot de Marsella.  Éste es hoy considerado como el padre de todos los Tarots modernos.  En la actualidad, el Tarot de Marsella sigue siendo muy popular, especialmente en Francia y en otros países de lengua francesa.

La importancia del Tarot de Marsella en el mundo del Tarot

La importancia actual que tiene el Tarot de Marsella reside en el hecho de que muchos representantes del esoterismo tradicional, así como investigadores del lenguaje simbólico procedentes de la escuela de Psicología de Carl Gustav Jung enfocaran como objeto de estudio las cartas del Tarot de Marsella.La sabiduría del Tarot de Marsella

Una de las principales aportaciones conceptuales  de Jung al Psicoanálisis consiste en la comprensión del inconsciente colectivo.  Éste coexiste con el inconsciente individual o personal.   El inconsciente colectivo engloba predisposiciones colectivamente compartidas por todos los seres humanos;  esto es, independientemente de la cultura o del momento socio-cultural en el que se desarrolla el individuo.  El inconsciente colectivo se hereda y se expresa a través de imágenes que representan patrones universales únicos.

Con el fin de analizar estos símbolos universales, Jung  estudió el Tarot de Marsella.  Denominó “Arquetipos” a las posibilidades heredadas de representaciones universales;  en otras palabras, son nuestra herencia psíquica.  Los arquetipos constituyen una tendencia instintiva y son percibidos por las personas mediante sus manifestaciones simbólicas.

Aún en nuestros días,  los resultados de estos estudios y su respectivo material escrito y bibliográfico continúan siendo publicados.  Por lo tanto, el Tarot de Marsella sigue cumpliendo un rol relevante en el mundo del Tarot actual.  En suma, porque las cartas del Tarot son capaces de explicar  distintos aspectos de la humanidad y de los ciclos de eterno retorno de la naturaleza de forma universal; y esto a su vez  ha permitido su integración en diversas culturas  a lo largo y ancho del planeta.  Ha constituido así, un elemento de importancia en el mundo del misticismo durante más de siete siglos.




El Tarot de Marsella

El Tarot de Marsella está conformado por 78 cartas.  Las cartas se dividen en 22 Arcanos Mayores y 56 Arcanos menores. La palabra “Arcano” significa secreto u oculto; los Arcanos Mayores son “grandes secretos” y los “Arcanos Menores” son “pequeños secretos”.  Los símbolos de las cartas del Tarot de Marsella se caracterizan por el estilo pictográfico medieval.

Existen en la actualidad numerosas barajas de Tarot en el mercado y cada año aparecen algunas más.  Gran parte de las barajas del Tarot son variaciones históricas del antiguo Tarot de Marsella.

El Tarot de Waite

El tipo de baraja del Tarot más difundido, sin lugar a dudas, se trata del Tarot de Waite; este es también conocido como Tarot de Rider o Tarot de Rider Waite.  ElTarot de Waite fue diseñado por Arthur E. Waite y Pamela Colman Smith en 1909 y puesto en el mercado por la editorial Rider.Arcanos del Tarot de Marsella

El Tarot de Waite, al igual que el Tarot de Marsella comprende 78 cartas;  22 Arcanos Mayores y 56 Arcanos Menores.   Según Bürger y Fiebig (2006), lo que hoy entendemos como “echar las cartas del Tarot” no habría sido posible sin el Tarot de Waite.   El Tarot de Waite fue el primer mazo de Tarot que presentaba una imagen distinta en cada una de sus 78 cartas.  De esta forma, se propician las formas de interpretación actuales que se basan esencialmente en la percepción visual.

El Tarot de Waite se caracteriza por la profundidad y riqueza de sus símbolos arquetípicos.  La diversidad simbólica se da en distintos niveles facilitando la comprensión inconsciente de la sabiduría contenida en los Arcanos.  Es por esta razón, que tanto un principiante como un profesional experimentado en la lectura del Tarot encuentran en el Tarot de Waite la  mejor opción que facilita la comprensión del Tarot.

Elección de una baraja de Tarot

Puede decirse que la mayoría de personas que se dedican a la lectura del Tarot no se quedan con una sola baraja-  En lugar de eso, prefieren usar distintas barajas, de acuerdo al tipo de lectura.   Los diferentes símbolos de cada baraja facilitan que el intérprete logre conectar con la sabiduría que busca.




Al comienzo una o dos barajas.  Especialmente el Tarot de Marsella y el Tarot de Waite, suelen ser más fáciles y cómodas de manejar.    Los estudiosos en el tema aseguran que una vez se ha dominado una baraja de Tarot, las demás pueden comprenderse e interpretarse con facilidad.

Se entiende el Tarot de Waite como el fundamento de las técnicas de Tarot modernas.  Por esta razón, te recomendamos que empieces con las cartas del Tarot de Waite;  o bien, las puedes utilizar como referente de comparación con otras barajas; si encuentras en otras barajas un interés particular.

El elemento clave en la elección de una baraja sobre Tarot, consiste en la armonía y afinidad interna que percibes en relación con  las cartas del Tarot.  Si el Tarot de Marsella o el Tarot de Waite, con el cual has decidido iniciarte no te resulta comprensible de acuerdo a tu propia simbología interna, te recomendamos intentar con otras barajas alternativas.  Existen numerosas barajas de tarot modernas relacionadas con otras tendencias de naturaleza espiritual.  Tenemos como ejemplos el Tarot de los ángeles, el Tarot de las Hadas,  el Tarot Osho Zen o el Tarot de la Diosa.

 

Tarot de Marsella

Una última reflexión…

Al adentrarnos en el mundo de los símbolos, tanto nuestros deseos como nuestros miedos deben servirnos de hilo conductor.  Y cuando las imágenes comiencen a moverse y nos proporcionen respuestas, significará que el lenguaje de los símbolos está dando sus frutos.  Es entonces cuando comienza nuestro verdadero crecimiento y cambio personal;  a través de los símbolos podremos aprender el arte de vivir”.    (Bürger y Fiebig, 2006)

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *