Sobretarot

Sobre Tarot la Emperatriz: En Cuerpo y Alma

El Arcano del Tarot la Emperatriz simboliza la unión entre consciente e inconsciente; cuerpo y alma. La sacerdotisa une en sí mismo el cielo y la tierra: una corona de estrellas y el poder material.

En el Tarot la Emperatriz es la culminación de la filosofía dualista de los tres primeros Arcanos Mayores.  Así pues, trata de la unificación del espíritu, más que una polaridad entre los opuestos.  Para el Tarot la Emperatriz es la última parte de esta tríada; representa el cuerpo físico como manifestación del alma, así como el mundo material.

De la Emperatriz proviene todo el placer de los sentidos y la abundancia de la vida en todas sus formas.  También es el arquetipo de la madre, y a través de ella tenemos una firme señal del poder del amor en el Tarot.  En el Tarot la Emperatriz es la máxima creadora y dadora de vida.  Su mundo es el lugar perfecto, hermoso, abundante, idóneo, natural; es un lugar de generosidad y fertilidad; una representación viva del proceso de creación y nacimiento que en el Tarot la emperatriz simboliza en sí misma.

 

Significado del Arcano del Tarot la Emperatriz




El Arcano del Tarot la Emperatriz es el número tres.  Es tres, corresponde a la trinidad; es la espiritualidad como complemento a alma y cuerpo.   Es decir, el resultado armonioso de la influencia de lo activo sobre lo pasivo.  Se trata de la totalidad; el poder divino transmitido al ser humano, y a la inversa, la posibilidad del ser humano de llegar a Dios a través del poder de la espiritualidad.

En el Tarot la Emperatriz expresa el poder supremo equilibrado por la inteligencia eternamente activa y la sabiduría de todas las cosas.  En el mundo físico, la Emperatriz representa a la naturaleza en acción;  la gestación de las acciones que surgen y nacen gracias a la voluntad y a la intención.

Entre los diferentes significados asociados a este arcano del Tarot la Emperatriz, se encuentran la creatividad, productividad (tanto mental como física), embarazo, maternidad, abundancia, buenas cosechas, éxito y un entorno seguro.

Este Arcano te llama a la acción de fortalecer la conexión innata con la creatividad de la tierra. Por lo tanto, nos dice que debemos fortalecer nuestro propio poder creativo.  Cultivar nuestra creatividad nos permitirá recoger los frutos de la ilimitada abundancia que existe en todos los niveles del ser.

En el Tarot la Emperatriz representa el amor incondicional

El amor incondicional del Tarot la Emperatriz está unido a la maternidad.  La madre sabe amar de forma incondicional, sin esperar nada  a cambio.  Es la forma de amor más pura y elevada que existe, un puente que nos une de forma directa con la fuente, con Dios.

Cuando aparece en el Tarot la Emperatriz, debe hacerse un esfuerzo especial para abrirse al amor perfecto e incondicional.  De esta manera podemos acercarnos a los dones de la Emperatriz y parecernos a ella:  amable y afectuosa, graciosa y elegante.  A menudo podemos descuidar estas cualidades; no obstante, merece la pena cultivarlas.

Así pues, en lugar de pasar por el mundo de forma pasiva, con el piloto automático, tenemos que prestar atención al ahora, afinar nuestros sentidos.  Reaprender a maravillarnos con la belleza del mundo, apreciarla, vivirla; permitir que ocurra nuestra vida de verdad, estando presentes en ella.   Darnos tiempo y conciencia para celebrarla.

Tarot la emperatriz para meditar: “La magia”




Desde un punto de vista integrador, el arcano del Mago del Tarot representa el principio activo y la Sacerdotisa el principio pasivo.  Por su parte, en el Tarot la Emperatriz es el resultado, el tercer lado de la primera tríada.   Si el mago es la energía pura y la Sacerdotisa la materia o sustancia fundamental, la Emperatriz es la transformación de la materia.  Es decir, si el Mago es la voluntad y la Sacerdotisa la sabiduría, su unión y resultado en el Tarot la Emperatriz será el poder.

El verdadero poder es aquel que une el saber y la intención, el conocimiento y la voluntad.  Así pues, podemos deducir que el Mago más la Sacerdotisa conforman a la Emperatriz.

El poder total es la magia.  “La magia es la aplicación de la voluntad humana dinamizada a la rápida evolución de las fuerzas vivas de la naturaleza” (Papus).  La magia actúa en tres niveles según el plano en el que tiene lugar:  espiritual, astral o físico.  La magia que actúa en el plano espiritual es la magia sagrada; la que actúa en el plano astral es la magia común; y la que actúa en el plano físico es la ciencia.

En el plano espiritual, los seres humanos pueden convertirse en intermediarios entre el poder supremo y el plano físico.  A estos hechos suelen llamarles milagros.

En el plano astral actúa la magia ordinaria.  En ésta es posible interactuar con las fuerzas del mundo astral para influir sobre el mundo materior.

En el plano físico, a través de la ciencia, los seres humanos inciden en el mundo material, actuando directamente desde los medios existentes en este plano.

Conclusión

En el Tarot la Emperatriz es la magia total y en su nivel más elevado es la magia sagrada.  Desde el mundo trascendente hacia nosotros, la Emperatriz es el poder que recibimos desde lo alto; es el misticismo que nos eleva a la divinidad.

Como dice Emilio Salas, el final último de la Emperatriz y de la magia sagrada es el de devolver a los humanos su verdadera libertad; su estado primigenio, liberándolo del Karma, de la cadena de reencarnaciones.